Grupos

 

 

Esperanza y cautela ante una nueva terapia contra la ELA
ABC- Suplemento Salud - Madrid Sábado 27-09-08

 

 

Esperanza y cautela ante una nueva terapia contra la ELA
PILAR QUIJADA. 

Entre 35 y 50 pacientes españoles participarán en un ensayo euroamericano para probar la eficacia de un nuevo fármaco contra la esclerosis lateral amiotrófica (ELA), una patología neurodegenerativa muy grave que afecta a las neuronas motoras, responsables de la contracción voluntaria de todos los músculos, y para la que en la actualidad no existe tratamiento curativo. La selección de los participantes -que deben estar en una fase no muy avanzada de la enfermedad- ya se está llevando a cabo en la unidad de ELA del Hospital Carlos III, el único centro español seleccionado para participar en el ensayo, que contará con un total de 540 pacientes de España, Alemania, Francia, Italia, Holanda, Bélgica, Israel, Estados Unidos y Canadá.
Previamente a la puesta en marcha de este ensayo internacional, el nuevo fármaco -que ha despertado las expectativas de los expertos en ELA- ha demostrado su seguridad en 60 pacientes, así como su capacidad para retrasar la progresión de la enfermedad. «En esta nueva fase, con un número mayor de participantes, ha de probar que realmente hay un beneficio estadísticamente significativo, para lo que habrá que esperar dos años», explica Jesús Mora, director de la Unidad de ELA del Hospital Carlos III y miembro del comité director europeo del proyecto. Mora ha valorado de forma muy positiva la participación española en este ensayo internacional, algo que no se producía desde hace cuatro años y que supone una puerta abierta a la esperanza para quienes padecen una patología aún sin tratamiento curativo y que perciben mes a mes su deterioro físico.
Los 540 participantes seguirán tomando riluzol, el único principio activo que hasta la fecha ha mostrado su eficacia para retrasar moderadamente la progresión de la ELA y que también se probó en España a mediados de los noventa. Además, 324 de los seleccionados tomarán la nueva molécula -talampanel- en distintas dosis. A los 216 restantes se les administrará un placebo. El ensayo está planteado como «doble ciego» por lo que ni los participantes ni los investigadores sabrán quienes reciben la molécula que se está probando y quienes toman un placebo.
Mejor calidad de vida
Según explica el doctor Mora, se requiere un número tan elevado de participantes porque la esclerosis lateral amiotrófica varía mucho en su expresión de un paciente a otro y no hay un marcador biológico medible que permita objetivar los resultados. «Se trata de medir la eficacia del nuevo fármaco en producir un retraso en la enfermedad y la única forma de homogeneizarlo es con un número elevado de pacientes».
Mora señala que éste es el ensayo más importante que se lleva a cabo a escala mundial. «Es la mejor expectativa que tienen los pacientes hasta que llegue un tratamiento curativo, que será más pronto que tarde». Además se valorará la mejora en la calidad de vida del paciente y sus cuidadores.

 

Encaminhada por:

Tito Allendes.

 

Postada por:

Normando Oliveira.

Comentários